Cuautla, Mor.- Todo se desvirtúa, se ironiza, sataniza y ridiculiza incluso con mentiras y falsedades en torno al presidente de la república, Andrés Manuel López Obrador. Se fabrican insultantes “memes”, ridiculizantes comentarios en prensa, en redes, en radio y televisión y en fin que vienen con todo en su contra, todo ello como parte de una bien trabajada estrategia proveniente y auspiciada desde el exterior y desde lo nacional, para demeritar, destruir su popularidad y reputación y quizá el gobierno de AMLO, todo ello debido a que en su lucha contra la corrupción y la impunidad, el actual régimen está descobijando intereses que siempre se creyeron intocables.
Intereses superprotegidos por gobernantes mexicanos y extranjeros que se crearon a través del devenir histórico de este país y que por haberse enraizado tanto, se pensaron indestructibles, muy a pesar de que sus creadores sabían que eran perversos y que se sacrificó a un pueblo noble como el mexicano, al que se hizo transitar a la más cruda pobreza, donde fueron colocados hasta 60 millones de pobres y más de 25 en la miseria extrema y claro esto es más notorio porque se trata un riquísimo país en todos los aspectos.
Lo último de la ridiculización y el extravío de la gente que se presta a denigrar al presidente fue el vestido de su esposa la doctora Beatriz Gutiérrez Müller que lució en la noche del grito, 15 de septiembre, el cual fue confeccionado por dos mujeres mexicanas, incluso las joyas, pero fue una sarta “viral” de ironías y burlas de parte de cientos de miles de personas y boots en redes, principalmente en Twitter donde la calificaron de “vestida de flan con caramelo”.
Luego cuando el presidente en su conferencia mañanera se rió de un titular del diario Reforma, que mencionaba tendenciosa y embusteramente “45 masacres en México”, sus adversarios se abalanzaron como poseídos por todos los medios y argumentaron… “…¿de que se ríe este señor?. Y desvirtuaron y confundieron a la gente al decir que el presidente se reía de las masacres, cuando el presidente de lo que se burló fue de la tendenciosa cabeza de un diario y que lejos de él estaba reírse de las masacres y aún de la muerte de un ser humano, pero es que la “sorda” guerra contra el mandatario se arreció aún más con su segundo informe de gobierno y con el inicio de la contienda electoral del 2021 y el ver que avanza el sexenio y AMLO no baja en las preferencias; lo que augura será una lucha sin cuartel y, quizá la más grande elección de nuestra historia pues irán por 15 gubernaturas y 500 diputaciones y otros cientos de cargos más en presidencias municipales.
“Ayer analicé la campaña #TodosSomosTumbaburross, con motivo del conflicto del agua en estado norteño de Chihuahua, de apoyo a uno de los mayores trolstar contra el Gobierno de México, esta cuenta creció 100K seguidores durante la semana del golpe de estado en Bolivia, igual que todas las cuentas golpistas que tuvieron protagonismo. Al analizar esta campaña y los seguidores de Tumbaburross vemos como participan el mismo tipo de cuentas que apoyaron el golpe en Bolivia, bots y cuentas falsas creadas masivamente con una misma matriz. La campaña tuvo más de 30.000 tuits, donde destacan los tuits del propio tumbaburros, que se apoya a sí mismo, la consejera del PAN Pily Morán, y fue difundido por miles de bots, que tienen el mismo patrón que las cuentas falsas creadas para apoyar el golpe de estado en Bolivia”. Quien comenzó la campaña es la cuenta Redes en Acción, que tiene como cuentas que más retuitea al propio Tumbaburros, Ciro, Reforma, Dices, Loret, Chumel, Dresser, Brozo… las de siempre. También llega a poner 3 tuits en el mismo segundo. Si vemos las cuentas que participan en la campaña vemos que hay decenas de cuentas con el patrón alejandxxxx que ya vimos en otras campañas en México y otros países. Estas son conclusiones del analista Julián Macías Tovar y “Pandemia Digital.